La crisis del PLD

Impactos: 9

         Por @IngKelvyTejada

8/1/2019

 

Francisco Pizarro trazó su famosa raya: “La raya de Pizarro” en mayo de 1527, cuando habían transcurrido dos años y medio de viajes hacia el sur afrontando toda clase de inclemencias, dijo: “Por este lado se va a Panamá, a ser pobres, por este otro al Perú, a ser ricos; escoja el que fuere, en buen castellano, lo que más bien le estuviere”, queriendo decir con esto que ellos tenían la oportunidad de escoger y decidir su futuro, si seguían en la pobreza o conquistaban la riqueza, solo 13 hombres, Los Trece de la Fama, o Trece caballeros de la isla del Gallo, de los 112 supervivientes que componían su expedición decidieron cruzar la línea para ser ricos en el Perú.

 

El Partido de la Liberación Dominicana esta viviendo una de sus peores crisis y es precisamente por la división de sus dos grandes líderes, Danilo Medina y Leonel Fernández. Se podría decir, sin la más mínima duda, de que en el PLD ya está trazada “La raya de Pizarro”, donde se observan dos facciones que más que tener diferencias políticas han llegado a percibirse como diferencias personales.

 

Danilo Medina ha decidido aventurarse en otro proceso de reelección y Leonel Fernández es la única persona dentro del PLD que le presenta ciertos niveles de obstáculo. La idea de la facción de Danilo Medina es reducir a Leonel Fernández hasta lograr su destrucción total, en términos políticos y en términos personales.

 

Leonel Fernández después de ser el líder del PLD lo han reducido a nada, no le tienen el más mínimo respeto, lo más sorprendente es que los que se muestran irreverentes frente al presidente del PLD, son los mismos que se hicieron millonarios en sus gobiernos y una muestra de la ingratitud es que hoy lo miran con desdén, con indiferencia, con maledicencia y una parte reducida del sector Danilista que lo ven con odio y resentimientos.

 

Leonel Fernández en su cumpleaños dijo con voz altisonante “Yo no olvido nada”, y esa frase se presta a muchas interpretaciones: yo no olvido nada, no olvido las humillaciones de la que he sido víctima por parte del Danilismo. Lo cierto es que existe una lucha a lo interno del PLD y no hay que ser científico para saber que si Leonel Fernández gana las elecciones la gente de Danilo Medina pagarían con crece todas las humillaciones, las acusación que le han hecho a Leonel, que más que acusaciones políticas se podrían ver cómo acusaciones personales. 

 

“A sus 46 años de su fundación nos encontramos con un PLD que ha fracasado, un PLD sumido en su más profunda división, no solo en el nivel político de sus dirigentes, sino que ha involucionado a niveles personales, que por vía de consecuencia repercute de manera derecta en detrimento de la ciudadanía de la República Dominicana.”

 

Cuando Francisco Pizarro pensaba que moriría de viejo rodeado de sus fieles hermanos, junto a los cuales había dado muerte a traición a Diego de Almagro. El 26 de junio de 1541 irrumpieron los partidarios del hijo de Almagro en el palacio del extremeño para darle tantas puñaladas que lo acabaron de matar con una de ellas en la garganta. Hoy Leonel Fernández no está muerto físicamente pero políticamente es un muerto, asesinado 

a puñaladas por sus propios compañeros.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.